OIL & GAS

Coronavirus: las claves de los cambios en el protocolo para trabajar en Vaca Muerta

Quienes lleguen de una zona con transmisión comunitaria deberán estar aislados por 14 días del resto del personal y permanecer todo el diagrama en los yacimientos.

Ante el cambio de estatus sanitario de la provincia de Neuquén por el crecimiento de casos de coronavirus en los últimos días, el gobierno provincial actualizó el protocolo para las actividades y servicios de la industria hidrocarburífera. Se establece que los trabajadores que lleguen desde zonas con circulación comunitaria del COVID-19 deberán hacer cuarentena obligatoria durante 14 días. 

Además, ahora se contempla dentro del protocolo a la actividad de recepción de camiones que cargan Gas Licuado del Petróleo (GLP) y de insumos importados vía terrestre en plantas de almacenaje y despacho dentro del territorio provincial.

Para el personal proveniente de otra provincia u otro país que ingresa a Neuquén se establece:

De áreas sin transmisión comunitaria: sea residente de Neuquén o de otra provincia argentina, si no manifiesta ningún síntoma relacionado con el COVID-19 y cumple con los requerimientos de control, se podrán incorporar a la actividad.

De áreas con transmisión comunitaria y el que ingresa del extranjero: deberá, independientemente de que hubiera estado realizando la cuarentena obligatoria en su residencia, estar separados durante 14 días del resto del personal cuya residencia es un área sin transmisión comunitaria. Para evitar cualquier contacto comunitario, deberán permanecer todo el tiempo de su diagrama de trabajo en los yacimientos.

Las operadoras deberán generar para cada yacimiento un esquema de trabajo en células de cuatro personas.

Dentro del yacimiento, dichos empleados no tendrán contacto con el personal actualmente afectado a las actividades de operación y mantenimiento de la producción. Podrán pernoctar en instalaciones previstas por la operadora o dentro del yacimiento, pero separados del resto del personal y no utilizarán ni el comedor ni las oficinas ni los espacios comunes de esparcimiento del yacimiento.

El personal que proviene de áreas de transmisión comunitaria será transportado de manera directa al yacimiento y desde allí de vuelta a su lugar de residencia.

Células de trabajo

Las operadoras deberán generar para cada yacimiento un esquema de trabajo en células que son subgrupos definidos que responden a una naturaleza operativa, permitiendo la identificación, trazabilidad y monitoreo de salud de cada uno de sus miembros. Cada célula deberá estar compuesta por hasta cuatro personas y deberá evitar la interacción y el contacto con otras células.

El contacto entre miembros de distintas células y/o personal eventual o sin pernocte en yacimiento o al personal bajo diagrama se minimizará y se promoverá la utilización de todos los medios digitales disponibles.

Cada empresa deberá organizar sus diagramas considerando para el personal afectado a esta modalidad un mínimo de permanencia de 14 días en el yacimiento.

La norma firmada por el Jefe de Gabinete, Sebastián González, y la ministra de Salud, Andrea Peve, invita a municipios, cámaras empresarias y organizaciones gremiales del sector a colaborar en el monitoreo y supervisión del cumplimiento del protocolo.

 

Leave a Response