OIL & GAS

Hay varias figuras en carrera para presidir YPF si gana Alberto Fernández

A semanas de las elecciones presidenciales, suenan varios nombres para dirigir la petrolera. Hay un duro diagnóstico de los números de la gestión actual. Quieren que la empresa retome su peso político.

El Frente de Todos encargó un minucioso análisis técnico de los números de YPF.

A pocas semanas de las elecciones presidenciales, comenzó a cobrar fuerza el lobby para instalar candidatos a presidir YPF, la compañía más importante del país y con mayor presencia en Vaca Muerta, en un eventual gobierno de Alberto Fernández.

El nombre que ganó más relevancia en los últimos días es el del presidente de Vista Oil & Gas, Miguel Galuccio, por su cercanía con Cristina Fernández. Trascendió que ambos se reunieron para analizar los números de la compañía bajo control estatal.

El senador neuquino y secretario general del sindicato de petroleros, Guillermo Pereyra, brindó un contundente respaldo a Galuccio. «Yo tengo una relación de amistad y respeto mutuo, lo considero una persona muy inteligente. Seguramente si le toca conducir nuevamente los destinos de YPF sería muy bueno. Él tuvo una relación con los trabajadores en forma directa y nunca tuvimos problemas», dijo a La Política On Line.

Pereyra: «Galuccio y Jesús Grande fueron los artífices de Vaca Muerta, junto al gobernador Jorge Sapag».

«Yo sólo he criticado el acuerdo con Chevron. Pero más allá de eso, le hago un fuerte reconocimiento. Galuccio y Jesús Grande fueron los artífices de Vaca Muerta, junto al gobernador Jorge Sapag», añadió.

Ante versiones periodísticas, Pereyra también salió a desmentir que algún tipo de oposición a la figura de Grande, CEO de San Antonio y ex vp de exploración y producción de YPF durante la gestión de Galuccio.  

 

“El proceso técnico que llevó adelante en su paso por YPF fue impecable”, dijo a través de un comunicado. Grande es otro de los apellidos que suena para dirigir la petrolera nacional.

En el Frente de Todos consideran que durante el gobierno de Macri, la principal empresa del sector no sólo perdió peso sino que además fue perjudicada, sobre todo por la gestión del ex Shell, Juan José Aranguren.

Los malos números de YPF

El equipo energético de Alberto Fernández tiene un crudo diagnóstico sobre los resultados de YPF durante la gestión de Cambiemos, que dejan al presidente de la compañía Miguel Gutiérrez bien cerca de la puerta de salida luego del 10 de diciembre.

Las inversiones de YPF descendieron desde los 6.600 millones de dólares en 2016 a 3.400 millones en 2018.

El informe, difundido por el sitio Econo Journal, destaca que entre 2016 y 2018 los ingresos de la compañía cayeron en un promedio anual del 14%; las ganancias bajaron un 23% y la producción de gas y petróleo disminuyeron un 4,8% y 9,2%. Además las inversiones, que en 2015 fueron de 6.600 millones de dólares, descendieron hasta un piso de 3.400 millones el año pasado. 

Desde el Frente de Todos también cuestionan que no se sumaron nuevos socios estratégicos para desarrollar Vaca Muerta, y que los proyectos que hoy están en marcha como Loma Campana, La Amarga Chica, El Orejano, son la continuidad de inversiones que atrajo Galuccio durante su paso por YPF, quien cerró acuerdos con Chevron, Petronas y Dow en escenarios macroeconómicos más desfavorables que los que tuvo los primeros dos años del gobierno de Macri.   

Critican la diversificación 

Además, ponen en la lupa la decisión de la actual conducción de la compañía de apostar por energías renovables, las cuales compiten con el gas para la generación de electricidad, cuando YPF es la principal productora de ese hidrocarburo.

El candidato a diputado del Frente de Todos, Sergio Massa, quien está interesado en tener injerencia sobre la petrolera de bandera, apunta sus críticas en ese sentido. En una conferencia llevada a cabo en el Wilson Center de Washington, dijo que “la actual gestión de YPF se dedicó a invertir en empresas de fabricación de monopatines en lugar de petróleo”.

Massa: «la actual gestión de YPF se dedicó a invertir en empresas de fabricación de monopatines en lugar de petróleo».

Otros de los nombres que se mencionan para dirigir YPF es el del economista Guillermo Nielsen quien trabaja desde hace tiempo un proyecto de ley para otorgar incentivos fiscales y garantizar seguridad jurídica a las inversiones en Vaca Muerta.

Con menos estridencia también suena el ex gobernador Jorge Sapag, de buen diálogo con Alberto Fernández. 

Más allá de los nombres, en el Frente de Todos buscarán que la conducción de la compañía bajo control estatal tenga un mayor protagonismo en las políticas energéticas. Consideran que durante el gobierno de Macri, la principal empresa del sector no sólo perdió peso sino que además fue perjudicada, sobre todo por la gestión del ex Shell, Juan José Aranguren. Los beneficios de la Resolución 46 para YPF fueron marginales, y se vio obligada a cerrar pozos en el último verano por la falta de mercado y por la competencia contra la producción subsidiada. 

Nielsen elabora aun proyecto de ley para atraer inversiones en Vaca Muerta.

Leé más: Galuccio recibió al embajador de EE.UU. y dejó otro guiño para Cristina