OIL & GAS

Mendoza reduce impuestos y regalías para reactivar 260 pozos petroleros

Se votará en la cámara de Diputados provincial un proyecto de ley que permitirá reintegrar a las petroleras hasta el 40% de las inversiones. Otorgarán créditos fiscales por $800 millones.

El Gobierno de Mendonza impulsa un régimen de promoción para reactivar yacimientos petroleros, denominado Mendoza Activa Hidrocarburos, que ofrece incentivos fiscales y baja de regalías para incrementar un 4% la producción de crudo y poner en marcha unos 260 pozos paralizados.

Para su puesta en marcha, el gobernador Rodolfo Suárez envió un proyecto de ley, que será votado próximamente en la Cámara de Diputados mendocina, tras ser tratado ayer en un plenario de las comisiones de Economía y Hacienda.

Fuentes de la Legislatura indicaron a Patagonia Shale, que el proyecto sería votado en el recinto la semana próxima, para luego ser luego girarlo al Senado.

Mendoza Activa Hidrocarburos es un programa que reintegrará a las petroleras beneficiarias hasta el 40% de la inversión efectivamente realizada, neta de IVA, y a través de certificados de crédito fiscal de hasta 800 millones de pesos, en proyectos de puesta en producción de nuevos pozos o en la reactivación de pozos existentes, que se encuentren sin producción.

Ese aporte no reintegrable mediante crédito fiscal, podrá ser aplicado para el pago del impuesto a los Ingresos Brutos  y de las regalías hidrocarburíferas de la provincia.

Mendoza Activa Hidrocarburos es un programa que reintegrará a las petroleras hasta el 40% de la inversión realizada como crédito fiscal para el pago de regalías e Ingresos Brutos.

Créditos fiscales 

Para el caso de Ingresos Brutos, las compañías podrán acceder al beneficio de un certificado de crédito fiscal por hasta el 20% de la inversión total, que podrá utilizarse hasta el 31 de diciembre de 2023. El beneficiario original y los sucesivos cesionarios podrán transferirlo de acuerdo a lo que establezca la reglamentación. Además, podrá aplicarse como pago a cuenta del monto total y mensual del impuesto que devengue el desarrollo de una o más actividades.

En cuanto a las regalías, el crédito fiscal también será de hasta el 20% de la inversión total, aplicable al pago de regalías que corresponda a la producción de hidrocarburos proveniente de los proyectos que hayan presentado, y podrá utilizarse hasta el 31 de diciembre de 2023.

El costo tributario total previsto es de 800 millones de pesos, de los cuales 400 millones serán para Ingresos Brutos y otros 400 millones para Regalías.

Pozos parados

Tras enviar el proyecto a la Legislatura, Enrique Vaquié, ministro de Economía de la provincia, destacó que, en relación a un año atrás, hay unos 260 pozos que están parados transitoriamente o en reparaciones, y hay “muchas empresas de servicios de Mendoza que están paradas y muchos trabajadores de esas empresas que no están trabajando. Queremos que esos pozos se reactiven y por ende, si las empresas petroleras reactivan esos pozos y contratan empresas de servicios mendocinas y trabajadores mendocinos, se les da un incentivo fiscal, un bono fiscal, para que paguen los impuestos a los Ingresos Brutos y las Regalías de esos pozos que hoy están parados, hasta el 40% de la inversión”.

Hoy estamos en el peor de los casos. Los pozos no funcionan, la gente no trabaja, las empresas pyme de Mendoza no trabajan y el Gobierno no cobra ni Ingresos Brutos ni Regalías”, dijo.

Según cifras difundidas por el gobierno mendocino, las inversiones bajo el programa pueden ir desde $571 a $2.074 millones.

Rodolfo Suárez, gobernador de Mendoza.

Tratamiento legislativo

Ayer, en el plenario de comisiones que trató el proyecto de ley, el subsecretario de Energía y Minería, Emilio Guiñazú, explicó que para reactivar un pozo petrolero se requiere una inversión va va desde los 35 a los 100 mil dólares.

Dijo que se busca incrementar la producción de la provincia un 4%, es decir unos 350 metros cúbicos de petróleo por día.

Guiñazú explicó que Mendoza tiene 8.000 pozos petroleros, de diferentes características, de los cuales hay alrededor de 260 que están parados. Por ello, se han enfocado en estos pozos petroleros “que entran en producción más rápido, con inversión más pequeña y generación de gran cantidad de empleo”, sostuvo.

Agregó que actualmente hay 15 o 16 equipos de workover, con 50 personas cada uno de ellos, que se encuentran en sus casas sin actividad, cobrando el salario mínimo.

 

Comentarios

Leave a Response