ENERGÍA

Nación decidió que Enarsa controle las represas del Comahue

La secretaría de Energía de Nación, Flavia Royón, instruyó Enarsa para que se haga cargo del control de las hidroeléctricas de Neuquén y Río Negro.

La secretaría de Energía de Nación, Flavia Royón, instruyó a la empresa Enarsa para que se haga cargo del control de las represas hidroeléctricas de Neuquén y Río Negro, ante el inminente vencimiento de las concesiones privadas. La medida fue repudiada por el gobernador Omar Gutiérrez.

A través de una nota dirigida al presidente de Enarsa, Agustín Gerez, la funcionaria que responde a Sergio Massa indicó que, ante la «necesidad de garantizar la seguridad pública y la continuidad en el abastecimiento de energía eléctrica que requiere el sistema, atendiendo al vencimiento inminente de las concesiones, resulta pertinente disponer que, una vez extinguidos los plazos de las concesiones y revertidos los bienes al Estado Nacional, el desarrollo de la actividad de generación de energía eléctrica de los complejos hidroeléctricos quedará asignada oportunamente y conforme los instrumentos legales que correspondan, a Enarsa”.

De esta toma, la empresa estatal se hará cargo del control de los complejos El Chocón y Arroyito, concesionados a la empresa italiana Enel; Alicurá operado por AES Argentina, Planicie Banderita (Orazul Energy); y Piedra del Águila(Central Puerto).

Además, Royon instruyó a Enarsa para que “adopte las medidas necesarias para encontrarse en condiciones de asumir transitoriamente la actividad de generación de energía eléctrica ante la proximidad del vencimiento de las concesiones y a partir de la fecha del mismo, incluyendo, sin limitación, la eventual transferencia del personal y contratos relacionados con dichas centrales”.

Según un informe técnico de la Dirección de Generación Hidroeléctrica del Ministerio de Economía, una de las opciones más viables que está previsto en los contratos de concesión que la Secretaría de Energía opte por establecer un plazo de transición de hasta 12 meses, desde el vencimiento de la concesión. “En ese caso, la concesionaria debe continuar a cargo del Complejo Hidroeléctrico y cumplir con todas sus obligaciones derivadas del contrato durante el plazo que se fije a fin de preservar la seguridad de las personas y los bienes ubicados en la Cuenca”, indica el documento.

El reclamo de las provincias

El manejo de las concesiones hidroeléctricas viene siendo un tema de conflicto político desde el año pasado. Si bien hubo reuniones entre la Secretaría de Energía de Nación y funcionarios de Neuquén y Río Negro, no se ha llegado a ningún acuerdo por el reclamo de participación de las provincias en las definiciones y en el futuro manejo de las represas cuando quedan menos de dos meses para que comiencen a vencer los contratos de las compañías privadas.

Neuquén reclama un nuevo esquema que tenga en cuenta la participación de ambas provincias en el manejo de su cuenca hídrica, que se resumen en seis puntos:

• Creación de una empresa para la administración de las centrales, con participación accionaria de las provincias, trabajadoras y trabajadores; y el Estado nacional.

• Definición de la remuneración de la energía sobre la cual se va a definir la renta del negocio.

• Regalías para las provincias y municipios aledaños.

• Creación de un fondo para infraestructura hidroeléctrica en la misma cuenca Comahue.

• Canon de uso del agua.

• Tarifa Comahue

Comentarios

Leave a Response