OIL & GAS

Pereyra reclama 90 días para encaminar las negociaciones por los 600 despidos

El gremialista considera que es difícil sostener la conciliación ante el cambio de Gobierno.

El secretario general del Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Rio Negro, Neuquén y La Pampa, Guillermo Pereyra, aseguró que el viernes, en el marco de la segunda reunión bajo el paraguas de la conciliación obligatoria, pedirá que se extienda por 90 días el periodo de negociaciones por los 600 despidos. Buscará que durante esos tres meses tampoco se produzcan suspensiones de trabajadores. 

El líder sindical consideró que sería “muy importante para todos” dar este lapso de tiempo con la intención de buscar soluciones entre el nuevo gobierno nacional, las empresas y cámaras del sector petrolero y las organizaciones sindicales.

“Por eso en conversaciones con las empresas y las cámaras, estamos proponiendo dejar sin efecto las suspensiones, al menos por 90 días para darle tiempo a las nuevas autoridades para que se acomoden”, dijo Pereyra.

“Este proceso de cambio democrático que vive el país nos encuentra a los trabajadores petroleros en pleno conflicto, con más de 600 despidos y algunas suspensiones, pero nosotros no vamos a aflojar”, dijo Pereyra.

“¿Con quién vamos a conciliar si recién hoy están asumiendo las nuevas autoridades?”, cuestionó el líder sindical y añadió: “Por eso en conversaciones con las empresas y las cámaras, estamos proponiendo dejar sin efecto las suspensiones, al menos por 90 días para darle tiempo a las nuevas autoridades para que se acomoden”.

Pereyra manifestó que pedirán el acompañamiento del gobierno nacional y la convocatoria a una mesa de diálogo, donde el gobernador Gutiérrez, el Ejecutivo Nacional, las principales empresas del sector y los dirigentes sindicales trabajen en el camino de recuperación de la producción de petróleo y gas.

Leave a Response