OIL & GASPOLÍTICA

Los municipios petroleros, claves para la segunda etapa electoral el año

Las ciudades petroleras de Neuquén jugaron en la interna del oficialismo neuquino y respaldaron a Rolando Figueroa. FDT y Cambiemos no se sacaron diferencias.

Rolando Figueroa se impuso en las localidades petroleras donde gobierna el MPN.

Por Ariel Boffelli

Las elecciones primarias dieron una muestra hacia dónde gira el poder territorial del Movimiento Popular Neuquino (MPN), que ya piensa en la sucesión del gobernador de Neuquén, Omar Gutiérrez. El ajustado triunfo de Rolando Figueroa ante la lista Azul inaugura un nuevo proceso dentro del partido, con los municipios de la cuenca como actores principales en la discusión por el poder.

Como lo detalla el recuento final ciudad por ciudad, algunas localidades empezaron a jugar en el proceso partidario que se inauguró con la victoria del exvicegobernador, que llegó desde atrás luego de una derrota sin atenuantes en la interna de 2019. También le dieron un tibio respaldo al Frente de Todos o al modelo neuquino de Juntos por el Cambio (JxC) en un año que se renuevan tres bancas en Diputados.

En las comunas del MPN de mayor resonancia en el resultado final se destaca Rincón de Los Sauces. Este distrito que comanda uno de los candidatos a secretario general del Sindicato de Petróleo y Gas Privado de Río Negro, Neuquén y La Pampa, Marcelo Rucci, apuntaló a Figueroa y acentuó las diferencias en el estilo de gobernar con Gutiérrez.

El porcentaje para la lista del ahora candidato a diputado nacional fue contundente: superó el 58% y la boleta de María Eugenia Ferraresso pasó el 31%. El peronismo arañó el 19% y Cambia Neuquén, pasó el 17%.

Por Añelo, el escenario fue casi idéntico. La boleta de Figueroa pasó el 58% y la apadrinada por Gutiérrez, el 38%. La capital de Vaca Muerta, como la denomina el intendente Milton Morales, fue el epicentro de los 22 días de bloqueos a los yacimientos y un sinnúmero de reclamos por falta de obras e infraestructura que se reflejaron en el resultado. La alta conflictividad en la zona parece haber calado hondo en la sociedad, que tuvo el porcentaje más escaso de participación en las urnas, con el 58%, muy por debajo del 76% que registró la provincia.

En el caso de Cutral Co y Plaza Huincul, regiones de constante cercanía al kirchnerismo, el Frente de Todos se llevó algo más del 32% de los votos en la ciudad que gobiernan José y Ramón Rioseco. El MPN, el 27%, con una diferencia a favor de la lista Azul del oficialismo partidario en la interna.

En Huincul el esquema fue similar, aunque de mayor diferencia para el oficialismo provincial. El MPN se llevó el 33% de los votos y el FDT, apenas superó el 21%.

Por fuera de las áreas productivas, los números dejaron un mensaje. En Neuquén capital, la contienda fue apretada: la nómina Azul alcanzó el 49%, mientras que la retadora casi llega al 48%. Ambos, junto a una tercera nómina, alcanzaron el 31% de los votos en general.

El FDT estuvo lejos con el 12% y Cambia Neuquén se repartió votos con la Coalición Cívica-ARI. Fue 19% para la alianza entre la UCR, Nuevo Compromiso Neuquino (NCN) y el PRO. El lilito Carlos Eguía sacó 18.65% .

En el resto de la provincia los guarismos no variaron. En Plottier, Centenario y Senillosa, el MPN se impuso con autoridad. En Villa La Angostura y San Martín de los Andes, Cambia Neuquén sacó una mínima diferencia sobre el partido de la familia Sapag, pero el número no incidió en el recuento general final.

Zapala, en el centro neuquino, el MPN en su conjunto llegó al 40% mientras que el FDT pasó el 15% y Cambia Neuquén superó el 19%.

Comentarios

Leave a Response