OIL & GAS

NAO entregó los servidores con las imágenes de las cámaras de la refinería

La compañía aseguró que el material está a resguardo. El Ministerio Público Fiscal sospecha que la explosión está relacionada con la falta de válvulas de presión y de vacío en los tanques.

La empresa New American Oil (NAO) informó que puso hoy a disposición de la Fiscalía los servidores de la refinería de Plaza Huincul en los que se alojan las imágenes de las cámaras de seguridad tanto de la empresa como las cámaras de AFIP, ya que se trata de una planta fiscal que exportaba parte de la producción.

Además, las autoridades de la empresa presentaron ayer un escrito para poner en conocimiento de la Fiscalía el nombre y número de teléfono de los técnicos de mantenimiento de los servidores de la refinería.

Los técnicos ingresaron hoy a la refinería con conocimiento de la Fiscalía y pudieron corroborar que todos los servidores y DVR’s, tanto los de las cámaras de NAO como los de las cámaras de la AFIP, estaban en perfectas condiciones, aseguraron desde la empresa. Los servidores se encontraban a resguardo, en un gabinete fuera de la oficina que no había sido inspeccionado.

Añadieron que “se pudo corroborar que la empresa no tenía ningún tipo de acceso remoto a esos servidores, que funcionaban de manera
autónoma sin conexión con el exterior”.

“Desde el primer momento, los directivos de la empresa se pusieron a disposición de la Justicia, aunque aún no han sido convocados”, indicó la firma a través de un comunicado.

Aseveraron que la refinería estaba habilitada para funcionar por la Secretaría de Energía de la Nación, y que aprobó la auditoria que se realizó el pasado 14 de junio y estaba legalmente habilitada para funcionar hasta el 14 de junio del 2023 de acuerdo con el Certificado de Funcionamiento y
Condiciones de Seguridad en Planta N° 863391/0.

“Todos los tanques se encontraban con las auditorías vigentes y aprobadas de acuerdo con las regulaciones vigentes”, señaló la empresa.

Investigación judicial

El Ministerio Público Fiscal (MPF) realizó nueve allanamientos, tanto en la provincia de Neuquén como an la sede de NAO en Pilar, Buenos Aires, y recabó testimonios de operarios y testigos. Además, llevó adelante inspecciones a través de drones. Se sospecha que la causa de la explosión que se llevo la vida de tres operarios estaría relacionada con la falta de válvulas de presión y de vacío de algunos tanques de almacenamiento de petróleo para la producción de combustibles.

El fiscal general de Neuquén, José Gerez, explicó que las investigaciones buscan determinar si se deben formular cargos por acción u omisión de la compañía.

Si bien la planta había aprobado la inspección, la Justicia  avanzará con un peritaje para constatar las medidas de seguridad de la refinería y cotejarlas con la auditoría que la Secretaría de Energía de la Nación encargó a una empresa privada.

Gerez indicó que los testimonios de trabajadores indicaron irregularidades y que “habían hecho reclamos y quejas en materia de seguridad, sobre todo por la falta de recursos e indumentaria adecuada para seguridad de su integridad física y de sus vidas”.

“Se ha observado en inspecciones que algunos tanques que no cuentan con válvula de presión y vacío, el tanque 205 donde se produce el evento explosivo, aunque todavía no sabemos la localización exacta, no contaría con válvula de presión y vacío es que importante en este tipo de almacenamiento”, señaló el jefe de los fiscales de la provincia.

Comentarios

Leave a Response